1. Busca la pintura más adecuada.
Busca la pintura correcta para tu proyecto, no todas las marcas rinden igual ni tienen la misma calidad. Características como el rendimiento, lavabilidad y durabilidad son aspectos importantes a tener en cuenta.
Ten en cuenta que no todas las pinturas sirven para todas las superficies. Dedica tiempo para encontrar la más adecuada para el trabajo a realizar. En Pinturas Pinturom podemos ayudarte.

2. Utiliza utensilios de calidad.
Debes preguntar en tu tienda de confianza que productos son más recomendados para el tipo de trabajo a realizar. Unas brochas o rodillos de calidad te permitirán cubrir mejor las superficies, ahorraras pintura y conseguirás un mejor acabado.

3. Es importante la iluminación.
Tener el área de trabajo bien iluminada te ayudará a ver zonas con errores o que no hayan cubierto bien de pintura. Intenta pintar en las horas de mayor luz natural y solo usa luz artificial cuando no tengas otras posibilidades.

4. En días calurosos o húmedos mejor no pintar
Importante abrir las ventanas tanto para el secado como para ventilar olores. Si pintamos en días muy húmedos tendremos que esperar mucho más tiempo al secado de la pintura.

5. Paredes limpias antes de limpiar
Utiliza una esponja, agua y jabón para limpiar las superficies a pintar. Es importantísimo para que la pintura adhiera firmemente. Una vez limpia espera a que seque antes de comenzar a pintar.

6. Trabaja con espacios
Quita las tapas de la luz, los marcos de los enchufes, clavos en las paredes y cualquier otra cosa que pueda molestar en el pintado. Utiliza masilla para cubrir imperfecciones, lija y limpia todo el polvo generado.

7. Utiliza cinta de carrocero
Para lograr unos mejores resultados sin preocuparte tanto de los detalles utiliza la cinta de pintor, además te permitirá trabajar más rápido. Cubre interruptores que no puedas quitar y plintos.

8. Siempre pinta de arriba-abajo.
Primeramente pintaremos el techo y posteriormente las partes altas de las paredes. Por supuesto, siempre de arriba abajo, de esta manera no caerán gotas en partes pintadas.

9. Cuidado con el exceso de pintura
No excedas el uso de pintura, las capas deben ser delgadas. No por usar mayor cantidad de pintura en el rodillo o brocha nos ahorrará tiempo, ya que el secado será más lento y nos pueden salir las temidas burbujas, por tanto, usa poca pintura, espera a su secado, y si es necesario da más capas.

10. Espera siempre al secado
Debes esperar al menos 24 horas para ver el resultado final una vez terminado. Entre capa y capa deja que la pintura seque completamente. Si no ha secado completamente antes de agregar otra capa, la superficie no quedará bien.